El cuidado de la piel es de suma importancia, nos ayuda a mantenerla suave, firme y radiante. Muchas veces olvidamos que debemos de tener una rutina de skincare para la mañana y una para la noche.

Una rutina del cuidado de la piel es como una receta de un pastel; cada uno de los productos o ingredientes debe de incorporarse en el momento adecuado y en la cantidad necesaria. Además, las rutinas del cuidado de la piel son tan únicas como los seres humanos, cada uno de nosotros necesitamos una rutina de skincare diferente y conforme vamos creciendo también necesitamos adaptar nuestra rutina a los cambios de nuestros cuerpos.

Mucha gente tiene una rutina de cuidado de la piel para la mañana, que rigurosamente aplica cada día y que cuenta con varios pasos en los que aplica limpiadores, tónicos, sueros, aceites, cremas, geles y más. Pero no cuentan con una rutina de skincare para la noche, o en el caso de muchas personas repiten la misma rutina de la mañana en la noche, algo que no nos perjudica, pero tampoco aporta un beneficio extra a nuestro cutis. Es importante que tengamos dos rutinas de cuidado de la piel diferentes. Durante el día nuestra piel está en un estado protector y nuestros productos de skincare deben ayudar a aumentar nuestra armadura para los radicales libres y los contaminantes ambientales, por otro lado, durante la noche nuestra piel se recupera y sana, por lo que en nuestra rutina de skincare para la noche debemos incluir productos que ayuden en este proceso.

Tomando en cuenta lo anterior, al crear nuestra rutina de cuidado de la piel para la noche debemos de considerar los siguientes puntos. Primero, durante la noche nuestra piel entra en modo de recuperación y trata de contrarrestar el daño del día – rayos UV, contaminación, maquillaje, entre otros factores externos – por esto debes de incluir algún tipo de producto que contenga ingredientes que ayudan a la piel en este proceso. Segundo, durante la noche nuestra epidermis está relajada y absorbe de mejor manera los productos, por lo que es el momento perfecto de incorporar algún suero con nutrientes que ayuden a crear un cutis más saludable. Tercero, desafortunadamente por la noche nuestra piel tiende a perder humectación, por lo que es necesario que incluyamos algún tipo de crema o gel humectante que ayude a conservar el agua dentro de las células y de esta manera mantener nuestro cutis hidratado.

Seguramente, al igual que yo, después de un largo día lo único que deseas es recostarte y descansar. Una rutina de skincare para la noche suena muy tediosa, pero te aseguro que los beneficios que obtendrás valdrán la pena. Aunque parece que una rutina de cuidado de la piel para la noche es larga y requerirá muchos pasos y productos, no lo es.

Aquí les comparto los pasos esenciales para una rutina básica de skincare para la noche. Con ella ayudarás a mejorar el estado de tu cutis considerablemente. 

Limpia

Antes que nada, debes asegurarte de limpiar tu piel. No importa si no realices la rutina completa nunca debes de ir a la cama sin limpiar la cara, siempre hay que remover los aceites, contaminantes y maquillaje. Primero remueve el maquillaje con agua micelar, una toallita facial o un desmaquillador. Posteriormente aplica un limpiador facial que ayude a quitar las impurezas y contaminantes como el polvo, busca uno que no sea abrasivo y no irrite tu cutis.

Prepara

Una vez que tengas tu cutis limpio es momento de aplicar un tónico. Mucha gente se salta este paso, pero en mi opinión es una capa más que nos ayuda a mejorar la salud de nuestra piel. Los tónicos ayudan a exfoliar, equilibrar el nivel de pH de la piel e incluso permite que otros productos de nuestra rutina de skincare para la noche penetren más profundo en la epidermis, mejorando así los resultados.

Repara y recupera

Después del tónico es momento de aplicar el producto que nos ayudará a restaurar nuestra piel. Este paso es el que más debes de personalizar de toda la rutina de skincare para la noche, necesitas saber cuáles son las necesidades de tu piel y aplicar el suero adecuado – recuerda que hay sueros hidratantes, antioxidantes, iluminadores y antiedad – dependiendo de lo que necesite tu cutis. Entre los que mejor me han funcionado está el Night Repair Serum de Spa Technologies. Rico en omega-3 nos otorga una piel suave, tersa e hidratada, mientras que el oxígeno líquido, la vitamina C y la astaxantina ayudan a que nuestra piel recupere su brillo natural y aumente su barrera protectora.

Hidrata y sella 

Finalmente es momento de aplicar una crema hidratante. Durante la noche nuestra piel pierde humedad y se seca, por lo que es necesario aplicar una crema para humectar el cutis. Este paso también nos ayudará a sellar todos los nutrientes, vitaminas e ingredientes de los productos anteriores en nuestra piel. Opta por una crema que además de hidratar también sea rica en ingredientes beneficiosos para tu piel, como la Marine Repair Cream de Spa Technologies. Esta crema con extractos de algas, hexapéptidos, péptidos marinos y antioxidantes ayuda a restaurar los nutrientes y la humedad natural de nuestra epidermis, dando como resultado una piel más firme, radiante y sana.

Empieza con esta rutina básica de skincare para la noche y con el paso del tiempo personalízala, agregando productos y pasos que se adapten más a tu tipo de cutis, como una crema para los ojos, crema para los labios o una mascarilla. Recuerda que siempre es necesario que consultes a tu dermatólogo antes de aplicar y comenzar algún tipo de tratamiento en tu piel. Pero te puedo asegurar de que si te das el tiempo para llevar a cabo una rutina de skincare por la noche tu piel lucirá más radiante y sana.

XO

Sira

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.